miércoles, 30 de junio de 2010

De Aficiones Foteriles

Leido en caborian

Mi principal afición, la que me da más satisfacciones es la fotografía. La llegada de la tecnología digital ha relanzado la afición en muchos como yo, que haciendo un cierto esfuerzo en los tiempos que corren me compro una réflex digital. A continuación, y como accesorios para completar mi laboratorio digital, por el que van a pasar fotografías cuya propiedad intelectual es mía y sólo mía, me compro los siguientes

- un ordenador para procesar las fotos, como lleva un segundo disco duro (“no excluido”) y una grabadora, pago 15,40€ de “Canon por Copia Privada” a la SGAE y otras sociedades.
- una memoria USB para llevarlas a revelar. Pago 0,30€ de canon.
- una impresora multifunción para imprimirlas. Pago 7,95€ de canon.
- un escáner para mis negativos viejos (anteriores a la ley, esta vez es retroactivo). Pago 9€ de canon.
- un disco duro para hacer una copia de seguridad, ya tengo muchas fotos de viajes y les tengo aprecio. Pago 12€ de canon.
- cada vez que voy a por una caja de DVDs para grabar MIS FOTOS o el programa que uso para procesar las imágenes, GIMP sobre Ubuntu. Pago 4,4€ de canon.

Como la mejor opción para aprender cosas ahora mismo sin gastar mucho dinero es Internet, pongo una línea ADSL en casa. También tengo un iPhone con el que me conecto de vez en cuando y por el que pago 3,15€ de canon.

La siguiente pretensión es que pague también un canon cuando me compre la próxima cámara, que tendrá severas limitaciones en la grabación de video para no pagar más impuestos como cámara de video, y también un canon por mi ADSL para acceder a esta página y foro.

Y además, para más inri, quien debe tomar decisiones sobre estos asuntos, en lugar de ser un árbitro imparcial velando por el interés general, es parte implicada y defiende sus propios derechos. La ley lo denomina un “derecho de remuneración de gestión colectiva forzosa”. A mi me parece más un impuesto indiscriminado de unos pocos que dicen defender los derechos de los autores y sólo defienden su generosa pensión vitalicia.
¿quién es aquí el ladrón?

No puedo más que estar de acuerdo al 100% con esto. Y más desde que me aficioné a la fotografía yo también.

3 comentarios:

  1. Joer, parece un texto de contra-publicidad encubierta hacia CANON... xDDDDDD

    ResponderEliminar
  2. Hola, somos un grupo de ciudadanos que hemos abierto este blog. Si lo consideras oportuno nos enlazas y, si te gusta, súmate.
    http://www.contraordenanzaconvivencia.blogspot.com/

    ResponderEliminar

No firmes el comentario como Anónimo o no saldrá publicado.